Miércoles, 22 Mayo 2024

El quicio odioso

Publicado el Miércoles, 20 Diciembre 2023 11:40 Escrito por

Pasado lo pasado, llegó a su presente lo más indeseado: batalla cultural, campaña del odio y la mentira, la incapacidad de pensar y hasta cierta estulticia...

Y sí, es difícil pensar para qué lo votaron, pues un por qué no lo tienen, seguro. Respuestas recurrentes y vacuas que, a pocos días de estado ausente y enemigo de sus ciudadanos, no quieren darse por vencidas ante todo lo escrito con la mano y borrado con el codo: estatización de deuda privada, emisión de moneda, no hay plata, liberación de precios y libre mercado y el que irresponsablemente dilapidó (sic) quince mil millones es ahora el que corta el queso... ¿cómo te quedó el ojo?, ¿habrá tal vez alguna basurita que te moleste? Noo, pero hay que aguantar!; por dos meses no le compres un medicamento a tu Vieja y fíjate cómo la enterrás! Es tan alto el nivel de negación de la realidad, la justificación permanente de lo injustificable, la flexibilización laboral y el protocolo de seguridad ante la protesta legítima que todo parece llegar al quicio más odioso. Quizá es demasiado pronto, pero más bien resulta ser demasiado tarde; sinceramente, no tenemos idea de lo hecho; nos da fiaca informarnos y desidia pensar!!! Tenemos el privilegio de haber nacido y vivir en un país vasto y rico; hay muy pocos que son inmensamente adinerados y no les mueve la aguja pagar el doble o el triple el precio del combustible; lo terrible es que al que le cuesta y mucho le da asentimiento. Está claro que de demasiadas cosas se hacía cargo el estado innecesariamente, hasta alcanzar niveles de corrupción; ahora, ser presidente de un estado sin estado en favor de pocos y perjuicio de muchos, ¿es viable?... ¿Qué quiere decir "argentinos de bien", "casta" o "kirchnerismo"? ¿Será esto último que un pingüino agarró la papa caliente con el 65% de pobreza y llegó a pagarle al FMI sin ajustar a la gente? Las políticas son oportunidades que surgen de una posición ideológica que te puede gustar o no, calificar como malas o buenas, ser antagónicas o tener espacios en común; pero lo que miden son los resultados, nos pese a quien nos pese; y si en este contexto -por otro lado en gran parte ya vivido- te congelan el sueldo, la plata no alcanza, los precios son lo que se les canta, te echan sin preaviso ni indemnización y mucho más... ¿me querés decir a quién elegiste?... ¿para qué lo elegiste? Si te lo estaba diciendo en la cara, ¿qué es lo que estaba tan mal en términos de oportunidades si teníamos inflación pero alguna moneda extra entraba para paliar la cosa? Asumido que no estaba todo bien, ¿será que el vaso va a derramar, que al final del túnel está la luz o que para sanar hay que enfermarse o resucitar para morir?

Visto 840 veces

Calle Angosta | Periódico Digital. Publicación digital con artículos de interés en diversas temáticas, con selección de textos, imágenes, audios y vídeos.

Archivos de programas